"Hace mucho tiempo que esperaba este momento"



Pau Ribas, formado en la Penya desde que tenía 4 años, ha sido presentado hoy con el Joventut, después de 11 años fuera de casa. El escolta verdinegro, que ha firmado por 3 años, lucirá el dorsal 4, que le ha entregado el hombre que lo llevó durante la temporada pasada, Joel Parra, en un gesto muy bonito y simbólico.

El badalonés ha explicado que hacía tiempo que quería que su fichaje por la Penya se produjera: "Es un momento especial, hacía mucho que lo esperaba". Además, no ha escondido su sentimiento verdinegro: "Conozco a todos los jugadores que hay en las fotos de la sala de prensa, soy el socio 910 del club, y estas son grandes ventajas que puedo aportar aquí".

Sobre su futura labor en Badalona, ​​Pau Ribas explica que "vengo aquí a ayudar, a ser uno más, con la responsabilidad que ello conlleva. Intentaré echar una mano a todos los del equipo, sean de la cantera o no. Bennett, Marco, Laviña y Paco Vázquez me ayudaron a mí cuando tenía 18 años, y ahora yo quiero hacer lo mismo con los jóvenes del equipo, porque me gustaría que tuvieran una gran carrera". También, añade que "aportaré lo que el conjunto necesite, lo que Carles Duran y Jordi Martí crean conveniente, cualquier cosa, lo que quiero es que la Penya gane partidos y luche por cosas importantes".

De cara a la temporada que se presenta, Pau Ribas es muy optimista porque el club está respetando mucho su identidad: "La filosofía de una columna vertebral con jugadores de casa y extranjeros que vienen a dar un plus ha funcionado siempre". Además, cree que el momento parece al de cuando dejó la Penya para ir a Vitoria: "Estamos en una situación similar a la de cuando me fui: Era un gran momento, había jugadores de la cantera con nivel e implicación, extranjeros que aportaban, los aficionados disfrutaban y el Olímpic estaba lleno".



La Penya es una gran familia, y Pau Ribas tiene la suerte de haber trabajado muchísimo con el entrenador del primer equipo y el director deportivo: "Cuando era Junior, Jordi Martí me hacía la tecnificación; y Carles Duran ha sido el técnico que me ha entrenado más temporadas durante mi carrera, en todas las categorías: Infantil, Cadete, en el Prat, de asistente fuera de Badalona... Y estas son razones por las que he tenido confianza para venir aquí".

Por su parte, Jordi Martí se ha mostrado muy satisfecho con el fichaje: "Viene a formar parte de un proyecto que nos ilusiona mucho. Viene a enseñar a jugadores muy jóvenes, que tienen mucha hambre, como se gana una Copa del Rey, una FIBA ​​Cup y una EuroCup, y éste es el camino que queremos seguir. Con gente muy comprometida queremos hacer un equipo en el que la derrota sea muy cara y que luche por los colores".
Este sitio usa cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.